Policías infiltrados 25S : Sálvame deluxe en Madrid

De repente, absolutamente todo el mundo grita contra la violencia de unos cuantos encapuchados que reventaron la manifestación, y se los tacha de infiltrados…  Pero, ¿porqué tanto ajetreo si policías infiltrados los ha habido SIEMPRE, y haciendo cosas mucho PEORES que en éste último episodio?

Metemos “policías infiltrados 25S” en Google y aparecen más de 800.000 entradas (135 veces más que el número de gente que supuestamente fue a la manifestación). Parece que toda la atención está centrada en este tema sin ningún sentido lógico… ¿será por algo?. Como dicen los anti-NWO: “aquí huele a conspiración”.

Pero para que la conspiración funcione bien, tiene que haber tomate, y del bueno, que sin confusión no se pueden lavar cerebros. Empiezan fuerte los de “Hablando república” (a la noche de ése mismo día), y haciendo eco de ello, otras plataformas de comentarios (que comentar es gratis) como Twitter o Menéame, donde despotricar contra no se sabe qué, arrasa. Y se dice no se sabe qué porque en nigún vídeo se ve que alguno de los detenidos del peligrosísimo grupo encapuchado de negro sea un infiltrado, lo que pasa es que al infiltrado que detienen lo llevan junto a uno de dicho grupo que sí que ha sido detenido. La confusión está servida. Da igual que ésto lo explique un madero en “Al rojo vivo” en La Sexta; dicho vídeo en cuestión triunfa en youtube con más de 1.250.000 visitas, (ya le gustaría a muchos programas de TV tener tanta audiencia)
Es cuando en internet empieza a aparecer de todo. “Policías infiltrados ayudan a detener a los líderes más violentos” dice Antena3, todos los canales sacan a portavoces de la coordinadora 25S diciendo que “debajo de la capucha está el infiltrado”, la CGT también criminaliza al grupo que llevaba sus propios colores, otros dicen que los convocantes y los violentos “se conocían bien“, otros que los infiltrados querían desprestigiar el color rojo, otros sin querer meterse en el fregao lo dejan en una simple pregunta… vamos, que NINGUNO tiene puta idea. Son pocas las webs que dudan (y de manera modesta), o simplemente tratan de analizar lo sucedido, de peor o mejor manera.

Pero lo peor de todo, y quizás la razón por la que se escribe esto, es la cantidad de comentarios al estilo “ay que miedo daban los de negro esos” (el racismo reprimido sale del armario en la moda textil) o “ya sospechaba yo de las banderas rojas y negras, esas que no tenían ninguna insignia” (es decir, que si no se trata de un sindicato o partido político no vale: lo contrario al 15M). Ante tal muestra de miserable ignorancia humana, sólo podía ocurrir lo peor: que los maderos tengan que explicar a la gente lo que es una bandera roja y una negra.

Tras estos tristes episodios, ya aparecen comunicados que APORTAN CORDURA al tema, aunque quién sabe si no será ya demasiado tarde. La hipnotización de masas puede que se haya descontrolado un poco, pero a cambio el nivel ha aumentado considerablemente. ¿Será cierto que la gente ha olvidado los colores que llevan defendiendo durante más de un siglo a la clase trabajadora?
…¿O será que todo se trata de criminalizar a grupos ya conocidos, grupos que no se avergüenzan de expresar su resistencia a la autoridad que nos hace esclavos cada día más? Porque protestas ya las había antes del 15M, y si es por violencia, ya la demostró la policía pegándole un tiro a un manifestante en la cumbre del G8 Génova.

Para que quede claro:

Hay gente que violenta y hay gente violentada.  Y estamos asistiendo a un gran aumento de gente violentada, porque les han robado el futuro.

El esfuerzo mediático que hemos visto éstos días es el de la propagación del MIEDO, criminalizando a los únicos que plantan cara al Estado.

Se nota un esfuerzo en extender la sospecha ciudadana a todo aquel que no lleve insignias para publicitar, para que la gente se olvide de que la posibilidad de autoorganizarse frente a los partidos y sindicatos, existe.

La excusa de “seamos pacíficos, no demos excusas a la policía”, o “no queremos dar mala imagen” se va acabando, según vamos viendo en los últimos telediarios:

Mayor Oreja ve como un disparate que se retransmitan las manifestaciones en la tele

Cifuentes quiere restringir el derecho a manifestarse

Vaya, parece que dentro de poco podremos decir “no seáis pacíficos ni tratéis de dar buena imagen, que les dais la excusa de que prohíban las manifestaciones pacíficas y de que nos censuren para siempre en la tele”. Es el problema del ciudadanismo, que no se entera de que si con algo legal realmente se pudieran cambiar las cosas, lo prohibirían enseguida.
Y para ilegales, los maderos sin placa, las cargas asesinas en Atocha con los trenes pasando, los gobiernos dando dinero público a los bancos, los asesinatos y suicidios en cárceles y centros de menores, las subidas de impuestos para pagar deudas que sólo unos pocos han asumido, la clase política corrupta hasta la médula, los casos de pérdida de ojo por pelotas de goma… qué coño: El Nuevo Orden Mundial y su ley.

“Quien hace que una revolución pacífica sea imposible, hace que una violenta sea inevitable”

– John Fitzgerald Kennedy

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Comunicados. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s